¿Qué tan importante es la salud mental en nuestras vidas?

El 10 de octubre del 2020 la Organización Mundial de la Salud conmemora, un año más, el Día Mundial de la Salud Mental. Este año, como ningún otro, es primordial hablar de la trascendencia de la salud mental en nuestras vidas, en nuestra comunidad y en el mundo entero. La salud mental, es tan importante para el desarrollo global que fue incluida como tercer objetivo para el desarrollo sostenible de las naciones en el 2015. 

La salud mental nos permite vivir una vida plena y participar en nuestra familia, en nuestro trabajo y en nuestra comunidad. Nos permite divertirnos, aprender y entender el mundo desde que somos pequeños. También nos permite tomar decisiones y relacionarnos con aquellos que amamos. La salud mental influye en nuestros pensamientos, comportamientos, y emociones, y aún así, no le damos el espacio y la atención que requiere. Por años, ha existido un abandono considerable en esta área, la falta de inversión para poder generar programas de prevención, residenciales y ambulatorios en nuestro país y en algunos otros países, han dejado que la depresión sea la segunda causa de discapacidad en una población de entre 15 y 29 años mundialmente (WHO, 2020).
 
Actualmente el virus COVID-19 ha matado a más de 1 millón de personas, dejando secuelas físicas importantes en un sin número de personas y ha aumentado considerablemente el sufrimiento psicológico. El aislamiento, la muerte de seres queridos, las perdidas diversas (amigos, espacios, vivienda, empleos) han impactado más que nunca la salud mental en las familias, sin contar con la incertidumbre que ha generado en muchos hogares, así como miedo al futuro.
 
El trabajar en salud mental por casi 20 años, particularmente con pacientes que sufren de ansiedad severa, me ha enseñado la importancia del apoyo psicológico para el bienestar de los pacientes y sus familias; el valor de la evidencia científica para la recuperación total de los mismos y la importancia de la concientización y desestigmatización para poder abordar como comunidad prácticas de crianza y educativas que den prioridad a la salud mental.
 
Este año debemos ver al virus del COVID como una oportunidad para enfatizar la importancia de los servicios de salud mental ahora y siempre. Demandar que en nuestro país la posibilidad de acceder a servicios de salud mental sea un derecho y una obligación. Solo así, podremos apoyar y atender a muchas personas que necesitan aprender a relacionarse de forma distinta bajo condiciones como la depresión, la esquizofrenia, la pérdida, las adicciones, etc. Veamos al COVID como una oportunidad para conectar y estar presentes en la vida de todas las personas que sufren de trastornos mentales (pre y post pandemia) y ver su vulnerabilidad, no como miedo o vergüenza, sino como una oportunidad de generar, en el resto de nosotros, el valor para hablar de salud mental y darle en nuestras vidas, la importancia que debe tener.

Por Mariel Paz y Miño, Ph.D.
Directora de la Clínica de Salud Mental USFQ.
Coordinadora y profesora de Psicología y Educación.

Publicar un comentario

Copyright © Noticias USFQ. Designed by OddThemes