56 Jóvenes de 6 Provincias Participaron con Éxito en Catalyst USFQ - Campamento de Orientación Vocacional

La semana pasada terminó el Tercer Campamento Catalyst USFQ donde 56 jóvenes, entre 15 y 20 años de edad de Esmeraldas, Pichincha, Loja, Tungurahua, Chimborazo, Morona-Santiago, se reunieron para trabajar juntos y reflexionar sobre su futuro.



Si no puedes ver el video, has click aquí: Testimonios Catalyst from IDEA on Vimeo.

El Campamento de Orientación Vocacional "Catalyst" fue concebido para alentar a los jóvenes a pensar en sus opciones universitarias y profesionales, definir sus objetivos a futuro y explorar la mejor manera de lograrlos.

Año tras año desde el 2009, la Universidad San Francisco de Quito a través de su Instituto de Enseñanza y Aprendizaje IDEA-USFQ desarrolla este campamento donde cada joven realiza un trabajo contínuo y reflexivo sobre su futuro.

Junto a orientadores profesionales, los jóvenes reciben guías para realizar exámenes de ingreso a universidades, participan de entrevistas con profesionales de diferentes áreas que pueden explicar a profundidad lo que implica su carrera, y reciben información de la oferta académica dentro y fuera del país, programas de intercambio, opciones de financiamiento de estudios, clases de inglés, artes y deportes, entre otros.
"Este año en particular, considero que la labor fue un poco más allá de nuestro objetivo, porque tocamos vidas no solo en cuanto al tema de estudios, sino también a nivel personal; creo que llegar a esa apertura con jóvenes refleja el excelente trabajo que se realizó con ellos" comentó Tracey Tokuhama, directora de IDEA-USFQ.
Las actividades del campamento se desarrollan en grupos de 8-10 jóvenes que son guiados por una orientadora profesional a lo largo de una semana en el verano.


Una de las madres de chicos que participaron en Catalyst nos dijo "lo que necesita Ecuador es profesionales que sean apasionados por sus trabajos". Y justamente por esto, 31 profesores de la USFQ se reunieron con  los jóvenes en entrevistas donde conversaban sobre lo que implica su carrera, sus perspectivas, oportunidad y formación.
"Con solo treinta minutos de su tiempo, los profesores de la USFQ ayudaron a jóvenes a inspirarse con sus logros, sonreir, pensar en su futuro y a sentirse capaces de alcanzar sus sueños. Ese fue el poder de 30 minutos.

Ustedes compartieron su amor por su trabajo con tanta convicción que fue contagioso. Gracias por participar y haber logrado con ello no solo orientar profesionalmente a estos jóvenes, sino también por haber tocado sus vidas
" dijo Isabel Solano, coordinador del campamento Catalyst USFQ.
Esperamos que este campamento ayude a que los jóvenes se conviertan en catalizadores por el cambio no solo de sus propias vidas, sino también del país.

TAMBIÉN PODRÍA GUSTARTE

0 comentarios