Pe Hache De a la baja

Artículo de opínión publicado por Santiago Gangotena G. en el periódico Aula Magna de la USFQ

Fuente: Wikipedia
El Pe Hache De es un nuevo término nacionalizado por la Revolución Ciudadana. Extraño, pues es una contracción que proviene del “imperio”, significa Doctor of Philosophy y se ha convertido en un tema de debate. Ahora, por el cambio por el cambio, o como los abuelos decían “porque me da la gana”, aparecerían miles de nuevos postulantes para este título que se formarían en instituciones de Venezuela, Irán y Cuba (!) entre otros países.

El Ecuador debe producir en siete años 6.000 de estos doctores. La cifra parecería racional a una persona que desconoce este título. Sirve para formar especialmente a investigadores y académicos. La tesis requiere ser una nueva contribución al conocimiento de la humanidad. El tiempo para su formación, desde el bachillerato universitario puede durar de cinco a nueve años, impartida por profesores que posean ese título.

La neo-ley de educación dice que los profesores tienen siete años para obtener el PhD o sufrir muerte instantánea o apartheid (cosa normal en el cuarto mundo). Además, para ser rector debe tener PhD y (de Ripley) haber estado activo en investigación. Note que no pueden ser rectores los abogados, médicos, arquitectos, artistas y demás, pues en su mayoría no requieren de Ph.De o, peor, no se ofrece para su profesión o para enseñar a nivel terciario del primer mundo.

Se estima que viven en el Ecuador unos 300 Ph.Des; como hay 71 universidades que requieren PhDes para sus rectores, nos quedamos con alrededor de 200. La poca investigación quedará en soletas. Si asumimos que hay 200 PhDes en las universidades y el 40% es activo, nos quedamos prácticamente sin investigación. Inteligente medida para un país donde se estima (estudio hecho por profesor de la Universidad de Vanderbilt) que una (1) universidad ecuatoriana con todo su infraestructura física y docente produce en un año lo que un físico (un individuo) en los Estados Unidos en cinco años (exclamación).

Los Estados Unidos, el imperio de los Pe Hache Des, produjo en todas las áreas del conocimiento en 2006, 28.745 doctores entre imperialistas y residentes del imperio; tiene una población de 308 millones y un 0,2% de los estudiantes de tercer nivel optan por un Ph.D. El Ecuador de 14 millones y 500.000 estudiantes universitarios va a formar 6.000 Ph.Des o el 1.2% de los estudiantes. Tendremos como candidatos también a los profesores de las universidades que tienen que obtener el título pero muchos no lo harán por falta de tiempo, edad, responsabilidades de trabajo y familiar o no estar capacitados. Lo cual implica que seremos 6 veces más eficientes que el imperio con su experiencia, calidad de estudiantes e infraestructura, ¿es esto es soberbia ignorancia o tara intelectual?

Se requerirá de por lo menos 1000 profesores para dirigir las tesis, 3000 para formar los diferentes comités, laboratorios de alta calidad, bibliotecas de primer mundo, etc ¡que no hay! Ante esto, la solución es enviarles a países de similar desarrollo, es decir, quedarnos en lo mismo o mandarlos a países desarrollados a un alto costo, que bordeará en unos 30.000 dólares anuales y, asumiendo, un programa “a la país de Manuelito” (así no más), de unos 4 años serían 120.000 por persona por 6.000 candidatos (no todos van a lograrlo) el costo ascendería a unos 720 millones que sí es alcanzable si el presupuesto del gobierno central es cinco veces el del anterior régimen.

Con estas realidades, lo que lograremos es devaluar, también, el valor mundial de este título. ¿No será acaso la educación primaria más importante, la más necesitada de recursos y la que en verdad puede generar un evidente cambio a mediano plazo en el país? ¿No deberíamos empezar primero por allí? Y, más importante, ¿es cuestión de estado apoyar a formar PhD’s en forma directa? ¿No es más apropiado pensar en el futuro de un país, los niños, es decir mejorar las escuelas de a perro que están apropiadamente así para mantener a la población en un vil estado de ignorancia y, por lo tanto, falso sentido de orgullo y presa fácil de nuevos demagogos?


Artículo de Opinión publicado en la Columna de "Editoriales" del Periódico Aula Magna de la Universidad San Francisco de Quito.

Los puntos de vista publicados como Opinión son exclusiva responsabilidad de sus autores y no representan necesariamente la posición de este medio. Aula Magna es un periódico democrático y liberal, sin fines de lucro, comprometido con la defensa de los derechos y las libertades de los ciudadanos. Las opiniones vertidas en el medio no comprometen a la USFQ como institución, ni a sus autoridades.

TAMBIÉN PODRÍA GUSTARTE

2 comentarios

  1. http://www.ted.com/talks/lang/spa/bill_gates_unplugged.html

    ResponderEliminar
  2. Al analizar detenidamente el artículo, se confirma a mi criterio el pesimismo intencionado que muchos ciudadanos (afortunamante en este tiempo pocos), tienen sobre cualquier propuesta o proyecto, que se produzca en estos nuevos tiempos. Recordemos que quien lo escribe, me parece es un P hache D.

    ResponderEliminar